Summer Well - Interpol


Es muy común que cuando una banda llega a su obra maestra con el primer disco la cosa se ponga complicada. Lo hemos visto miles de veces. Luego se suceden otros discos igual de valiosos pero inevitablemente llega la promesa de volver a los frescos y exitosos orígenes. Y sí, el cuarto disco de Interpol la tuvo. Según declaraciones del baterista Sam Fogarino, "El nuevo disco tendrá un estilo más enfocado a nuestro álbum debut Turn on the bright lights". A poco de editarse y con ya varios temas (para no decir todos) dando vueltas por la web esa promesa no se hizo taaaan realidad y este cuarto disco homónimo cumple con los estándares de calidad permitidos, pero no más.

Son estándares altos hay que decirlo. Antics fue muy buen disco, Our Love To Admire fue un buen disco e Interpol sigue en la línea confortable del territorio conocido. Pero este blog no se llama Amo Descubrir Discos y a esta canción le alcanza y le sobra para rotar varias veces en nuestro playlist. Summer Well es la mejor demostración de todo lo que sabe hacer esta banda: la paciencia del viejo Sam en los parches, los latigazos de Carlos D en el bajo, la voz grave y enigmática de Paul Banks y la guitarra precisa y expansiva de Daniel Kessler que conduce a la canción hacia el lugar justo en el momento justo. Para usar una metáfora futbolera Interpol es un equipo aceitado que sabe muy bien a que juega y sigue liderando cómodo el torneo del retro dark rock. Y para frescura, amigos, están los pibes, así que sigamos en la búsqueda de primeros discos.

Comentarios

Publicar un comentario