Garganta vas a solear.


Por Nicolás Camiña.

Llena está la escena musical de tipos que hacen hablar a la guitarra. Cataratas de notas en solos interminables, bien compuestos o improvisados, solos que pasan desapercibidos o que le dan a la canción una identidad imborrable. El pianito del comienzo de Guitarra vas a llorar, tocado con un dedo, con una nota que incansablemente se repite y se repite hasta dar paso a cinco o seis notas más, ya augura una canción distinta. Y luego, en un desgarrado solo, la guitarra llora suavemente, como lo asegura el nombre de la canción sin la deformación de quien tradujo este título por primera vez.

Pedro Aznar nos cambia (una vez más) la lógica en una versión imperdible. Una guitarra acústica rasgada con vigor nos entrega la base original de la canción. Y al momento del solo, sólo queda sentarse a escuchar y ver si a las cuerdas vocales de este músico poliinstumental (si es que existe esta palabra) se le escapó alguna nota o algún matiz de este solo impecable.

While my guitar gently weeps - Pedro Aznar by Amo Descubrir Canciones

Comentarios