Se dice de mí: Los 52 de Cerati