Un Sonic Youth en el conurbano